Alternativa en el tratamiento del dolor agudo

0
35

Cerca del 50 % de los pacientes que acuden a consulta médica padecen dolor en algún grado. El dolor es la causa más común de atención primaria, pues conlleva un alto impacto en la calidad de vida de las personas; puede limitar su capacidad para realizar actividades cotidianas, por lo que con frecuencia los afectados desarrollan depresión, ansiedad o trastornos del sueño.

La doctora Rocío Guillén Núñez, del Departamento de la Clínica del Dolor y Cuidados Paliativos del Instituto Nacional de Cancerología (INCan), expuso que la Asociación Internacional para el Estudio del Dolor lo define como “una experiencia sensorial y emocional desagradable asociadas a un daño tisular real o potencial”, lo que significa que involucra un proceso fisiológico y afectivo complejo, personal o intransferible.

Asimismo, la especialista sostuvo que no todos los dolores son iguales, de ahí que es muy importante distinguirlos en crónico o agudo. En el primero persiste la causa original y tiene duración prolongada (más de 3 meses) mientras que el agudo se caracteriza por generarse súbita e inmediatamente después de un traumatismo.

“Este tipo de dolor es intenso, generalmente de corta duración y aparece a consecuencia de lesiones tisulares que estimulan nuestras neuronas sensoriales periféricas especializadas conocidas como nociceptores, las cuales nos alertan de estímulos potencialmente
dañinos. De hecho, puede ser superficial (piel y mucosas), profundo (músculos, huesos, articulaciones, ligamentos) y visceral”, afirmó la doctora Guillén.

Con respecto al manejo del dolor, se tiene la opción de celecoxib, medicamento antiinflamatorio, analgésico y antipirético, que no presenta eventos gastrointestinales aso-
ciados al uso de los antiinflamatorios no esteroideos con un diferente mecanismo de acción capaz de reducir las molestias gástricas que provocan otros AINE´s tradicionales.

Finalmente la experta en algología indicó “Además de ser la principal causa de ausentismo laboral y discapacidad, también genera enormes costos para el afectado, su familia y las instituciones de salud. Tan solo en Estados Unidos, en el 2010 se estimaron gastos entre $560 y $635 mil millones de dólares, siendo más altos los relacionados al dolor que los generados por enfermedades como la diabetes o el cáncer”, concluyó.

Referencias bibliográficas

 1.-International Association for the Study of Pain. Pain. 10 de agosto de 2018, de International Association for the Study of Pain Sitio web: http://www.iasp-pain.org/Education/Content.aspx?ItemNumber=1698

2.-García A. Jorge. (2017). Manejo básico del dolor agudo y crónico . 9 de agosto de 2018, de Anestesia en México Sitio web: http://www.scielo.org.mx/pdf/am/v29s1/2448-8771-am-29-00077.pdf

3.- University of Iowa Health Care (Abril 2018). The Role of Your Central Nervous System in Chronic Pain. 10 de agosto 2018, de University of Iowa Health Care Sitio web: https://uihc.org/health-topics/role-your-central-nervous-system-chronic-pain

4.- Zenz Michael, Willweber-Strumpf Anne, et al. (2009). Chronic pain in primary care. German figures from 1991 and 2006. 10 de agosto de 2018, de BMC Public Health Sitio web: https://bmcpublichealth.biomedcentral.com/articles/10.1186/1471-2458-9-299

5.-World Health Organization. Analgesics, antipyretics, nonsteroidal antiinflammatory drugs, drugs used to treat gout, and disease-modifying antirheumatic drugs . 10 de agosto de 2018, World Health Organization Sitio web: http://archives.who.int/eml/wmf/2004/English/Analgesics%20antipyretics%20nonsteroidal%20anti%20inflammatory%20drug.pdf

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here