MERIDIANOS INFORMATIVOS

0
15

VÍNCULO ENTRE SÍNDROME METABÓLICO Y CÁNCER HEPÁTICO

El doctor Luke Noon, experto del Centro de Investigación Príncipe Felipe (CIPF) y del Centro de Investigación Biomédica en Red de Diabetes y Enfermedades Metabólicas asociadas (CIBERDEM), junto a un equipo de científicos del Hospital Mount Sinai en Nueva York, han descubierto una nueva ruta que vincula el síndrome metabólico y el cáncer hepático.

El estudio fue publicado recientemente en Nature Commnications, y demuestra que el proceso de reciclaje de componentes celulares que se encuentra activo en las células sanas (autofagia), previene la acumulación de una proteína involucrada en el crecimiento del tumor.

Los efectos que los científicos detectaron al bloquear la autofagia en los hígados de ratones resultaron muy similares a aquellos que se observan en humanos con hígado graso no alcohólico (NASH, por sus siglas en inglés), patología crónica que aumenta el riesgo de desarrollar neoplasia hepática. Estos efectos se deben a la acumulación de la proteína Yes-associated (Yap), que tal y como demuestra el trabajo, promueve cambios en el comportamiento de las células del hígado e incrementa la posibilidad de padecer cáncer.

Los investigadores esperan que esta nueva ruta abra nuevos modos de intervención para reducir la progresión de la enfermedad y el desarrollo del tumor en individuos con NASH.

Por su parte, la investigadora principal del proyecto, Youngmin Lee, del Hospital Mount Sinai, señala que “nuestros datos aportan nuevos conocimientos sobre una enfermedad que afecta aproximadamente al 10 % de la población en EE.UU., y a una de cada 20 personas adultas en España”. Estos resultados relacionan las alteraciones del metabolismo y la activación de la proteína Yap con el cáncer hepático. El síndrome metabólico es un factor de riesgo importante en las enfermedades crónicas del hígado.

El investigador Noon, que forma parte del Laboratorio de Neuroendocrinología Molecular del CIPF –liderado por Deborah Burks-, añade que “estos estudios proporcionan nuevas estrategias antitumorigénicas”. Gracias al programa DIATRAIN (DIAbetes Trans-national Research Advancement for INvestigators) impulsado por CIBERDEM dentro del programa FP7-People Co-funding (FP7-People-2010-COFUND) de la Comisión Europea, trabajó 12 meses en el grupo de investigación de Scott Friedman, del Mount Sinai.

ALTERACIONES CROMOSÓMICAS EN LA DISTROFIA DE GÉNERO

También llamado trastorno de identidad de género, se caracteriza por una marcada incongruencia entre el sexo cerebral y el biológico.

Para investigar la posible influencia del complemento cromosómico en su causa, investigadores de la Universidad Internacional de La Rioja (UNIR) evaluaron los cariotipos o patrones cromosómicos de 444 mujeres transexuales y 273 hombres transexuales.

Los resultados de este análisis citogenético, que permite conocer la estructura, función y comportamiento de los cromosomas, han sido publicados en Genes Genomics y revelaron una alta incidencia de alteraciones a nivel cromosómico en el grupo transexual (2.65 %) respecto a la población general (0.53%).

“Cuando se realizó el análisis citogenético, 11 mujeres transexuales y 8 hombres transexuales presentaron algún tipo de alteración cromosómica”, asegura Estefanía Lema Moreira, coautora del estudio e investigadora de la UNIR. “En concreto –agrega– el síndrome de Klinefelter estaba presente en el 1.13 % de la población masculina transexual analizada, dato significativamente alto”.

El síndrome de Klinefelter es la causa más frecuente de hipogonadismo masculino de carácter permanente, y se origina por la existencia de dos cromosomas X y uno Y.

Dado que los hombres tienen los cromosomas XY (46 XY) y las mujeres los cromosomas XX (46 XX), en el síndrome de Klinefelter el hombre cuenta, como mínimo, con un cromosoma X extra (cariotipo 47 XXY en la mayoría).No obstante, 20 % de estos llegan a ser mosaicos cromosómicos (variantes 48 XXXY y 49 XXXXY).

Además del análisis citogenético, los investigadores aplicaron un análisis a nivel molecular del cariotipo de 23 individuos transexuales (18 mujeres y 5 hombres).

Esto reveló una microduplicación (17q21.31) del gen KANSL1(MIM612452) en 7 de los 23 individuos. “Este polimorfismo fue descrito en estudios anteriores como una región polimórfica inestable pero no patogénica en la población general”, detalla Estefanía Lema.

El trabajo fue producto de una estrecha colaboración entre el laboratorio de Psicobiología de la Universidad de A Coruña (UDC), el departamento de Psicobiología de la UNED, las Unidades de Identidad de Género de los Hospitales Clinic y Carlos Haya, y el departamento de Familia de la UNIR.

APLICACIÓN VIRTUAL PARA FIBRILACIÓN AURICULAR

La fibrilación auricular es la arritmia cardiaca más frecuente en la población general.

Predecir en qué pacientes puede haber auriculopatía más marcada y por lo tanto menor éxito al aislamiento de las venas pulmonares es el objetivo de la aplicación desarrollada por investigadores del CIBER de Enfermedades Cardiovasculares del grupo cardioCHUS del Complejo Hospitalario Universitario de Santiago (CHUS), que ha desarrollado un modelo capaz de identificar áreas de bajo voltaje en arritmia auricular (fibrilación auricular o flutter).

Este trabajo, liderado por Moisés Rodríguez-Mañero y Aurora Baluja, en colaboración con investigadores del Houston Methodist Hospital, Newark Beth Israel Medical Center y el University Hospital of Antwerp, y publicado en el Journal of American College of Cardiology: Clinical Electrophysiology ha validado la utilidad y reproducibilidad de los mapas de voltaje obtenidos en condiciones arrítmicas mediante mapeo secuencial en ritmo sinusal y fibrilación/flutter.

Los resultados han permitido el desarrollo de una aplicación virtual (https://aurora.shinyapps.io/mashaf/) capaz de proporcionar una correlación dinámica entre el ritmo sinusal y las arritmias auriculares. Como destaca la editorial que acompaña al artículo, “es un valioso estudio que aborda una necesidad clínica insatisfecha de desarrollar nuevas herramientas para la delineación del sustrato auricular”.

Estudios recientes destacan una menor tasa de recurrencia tras la ablación de áreas de bajo voltaje, además del aislamiento eléctrico de las venas pulmonares.

El éxito en la ablación depende por tanto de la precisión en la identificación de dichas áreas de bajo voltaje.

“Los datos obtenidos en el estudio demuestran la validez de los mapas de voltaje en fibrilación auricular como herramienta a la hora de guiar la estrategia de ablación de los sustratos arritmogénicos”, afirma Rodríguez-Mañero, investigador en el CIBERCV y primer firmante del trabajo.

“La ausencia de áreas de bajo voltaje sugiere que el aislamiento de las venas pulmonares podría ser suficiente, mientras que la presencia de áreas de bajo voltaje identifica pacientes en los que pueden ser preciso ablacionar otras áreas. Asimismo, pueden ser importantes a la hora de descifrar el circuito de arritmias auriculares, puesto que nos permite identificar posibles barreras en la conducción en pacientes con macrorrentradas a nivel de la aurícula izquierda”, detalla.

MÚSICA Y DOPAMINA

Un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Science (PNAS) revela una relación causal entre la dopamina y las respuestas de recompensa en humanos cuando escuchan música.

Los investigadores han manipulado farmacológicamente la transmisión de dopamina en veintisiete participantes mientras estos escuchaban música, y mostraron por primera vez la relación causal entre la dopamina, la motivación y la satisfacción de escuchar música.

Mientras que el precursor de la dopamina, la levodopa, ha aumentado la experiencia hedónica y las respuestas motivacionales, la risperidona las reduce.

Estos resultados abren una visión nueva de la neurobiología y la neuroquímica de las respuestas de recompensa asociadas a la música, y contribuyen al debate abierto sobre la comprensión del placer humano.

En tres sesiones distintas con una semana de intervalo entre ellas, los expertos administraron por vía oral un precursor de la dopamina (levodopa), su antagonista (risperidona), y un placebo (lactosa, como control).

Los investigadores previeron que, si la dopamina tiene un papel causal en la satisfacción que provoca la música, la levodopa y la risperidona debían de provocar efectos opuestos en cuanto a satisfacción musical y motivación.

Laura Ferreri, investigadora del Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge (UB-IDIBELL) y primera firmante del estudio, explica que se “clarifica el papel del sistema dopaminérgico humano en cuanto a recompensas abstractas”. Además, “estos resultados desafían los de estudios previos que se han hecho en modelos animales, en los que las manipulaciones dopaminérgicas mostraban un papel claro de la dopamina en la motivación y el aprendizaje, pero en los que seguía siendo controvertida su función en la regulación de respuestas hedónicas a premios primarios como la comida”.

La científica concluye que estos los reportes “indican que la transmisión dopaminérgica en humanos puede tener papeles distintos a los que se habían propuesto en cuanto a procesamientos afectivos, en concreto, respecto a las actividades cognitivas abstractas, como escuchar música”.

Antoni Rodríguez Fornells, investigador ICREA y jefe del UB-IDIBELL, explica que este estudio “muestra por primera vez el papel causal de la dopamina en la satisfacción musical y la motivación: disfrutar de la música, obtener placer de ello, querer escuchar una canción de nuevo, y querer comprarla…, todo eso depende de la dopamina que liberamos”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here